La Junta instala 33 boyas para proteger los fondos marinos de Almería, dentro del Proyecto Life+Posidonia

Los fondeos aumentarán la seguridad en el buceo y reducirán el riesgo de erosión de la pradera marina, según destaca el delegado de Medio Ambiente

La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, en el marco del proyecto europeo Life+Posidonia Andalucía, está terminando de instalar 41 boyas de fondeo de bajo impacto en cuatro áreas marinas protegidas de la red Natura 2000 de Andalucía, en el litoral de Almería, Granada y Málaga. En Almería se instalarán 33 boyas: 18 en el Parque Natural Cabo de Gata-Níjar; 4 en el Lugar de Interés Comunitario monumento natural del islote de San Andrés (Carboneras), y 11 en el LIC-ZEPIM de los Fondos Marinos del Levante Almeriense. Estos fondeos, según el delegado territorial de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente, José Manuel Ortiz, aumentarán la seguridad en el buceo y reducirán el riesgo de erosión y de dispersión de algas invasoras, por la acción de las anclas y sus cadenas.

A lo largo de las próximas semanas, la empresa adjudicataria finalizará la instalación de las boyas, con colaboración de los centros de buceo, que serán los usuarios principales de las boyas durante todo el año. Todos los anclajes se instalan en claros de arena o sobre roca, ocupando una superficie mínima, y nunca sobre la propia pradera. Hasta hoy, ya se han instalado 18 de los anclajes de bajo impacto y se espera que en las próximas semanas estén instaladas todas las boyas previstas en la provincia de Almería. Las 8 boyas previstas en el Paraje Natural de Maro-Cerro Gordo, de Granada y Málaga, se instalarán en septiembre. La mayoría de los puntos de fondeo corresponden a puntos de inmersión habitualmente visitados por los buceadores, que tendrán acceso preferente a ellos. La Consejería realizará un seguimiento de las boyas, para su mantenimiento.

Turismo compatible

Estas boyas son una experiencia piloto de la Consejería y una respuesta a una demanda de los centros de buceo, según Rosa Mendoza, directora del proyecto Life+Posidonia Andalucía, quien avanza que la Consejería estudia la ampliación del número de boyas en el futuro “con el fin de potenciar el desarrollo de un turismo que sea compatible con el paisaje que le da vida”. El proyecto Life+Posidonia Andalucía, que se inició en 2011, finalizará en noviembre de 2014. Su ámbito de actuación son los espacios naturales andaluces incluidos en la red Natura 2000 donde existen praderas submarinas de Posidonia oceánica, así como los municipios influenciados por esos espacios naturales. Son socios del proyecto la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), Conservación, Información y Estudios sobre Cetáceos (CIRCE), la Federación Andaluza de Cofradías de Pescadores (FACOPE), la Federación Andaluza de Asociaciones Pesqueras (FAAPE), la Agencia de Gestión Agraria y Pesquera (AGAPA) y la Agencia de Medio Ambiente y Agua de Andalucía (AMAA).

Compartir, enviar, etc...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *