Aparece en el Mediterráneo una medusa gigante de cuya existencia se dudaba

  • La Rhizostoma luteum puede alcanzar los 40 kilos y 60 centímetros de diámetro.
  • Su picadura solo causa irritación leve o muy leve.
  • Ha sido avistada de forma frecuente en las últimas semanas.

(EFE. 29.06.2012 – 19.41h)

La Red de Alerta de Medusas del Instituto Español de Oceanografía (IEO) ha registrado, en el litoral mediterráneo, más de 50 avistamientos de una especie de medusa muy poco conocida y de la que algunos investigadores incluso habían puesto en duda su existencia.

Según ha informado el IEO, desde el pasado 18 de junio se han localizado, enfrente a las costas de Murcia y también en playas de Almería, Granada y Málaga, más de 50 ejemplares de Rhizostoma luteum, una medusa descubierta en 1827 y que desde entonces sólo ha sido mencionada seis veces en la literatura científica.

El ejemplar ha sido identificado por los investigadores del Centro Oceanográfico de Murcia. El primer avistamiento tuvo lugar en el litoral murciano gracias a un colaborador de la Red de Alerta de Medusas, que fotografió este ejemplar, y después fue identificado por investigadores del Centro Oceanográfico de Murcia del IEO.

A pesar de que este tipo de medusas se ha visto “en raras ocasiones”, durante la última semana está apareciendo “con frecuencia” en la zona del Mediterráneo.

Los investigadores del IEO están intentando capturar algunos de estos ejemplares para tratar de reproducir su ciclo biológico aunque, según ha explicado el investigador responsable del estudio, Ignacio Franco, “estas medusas alcanzan los 40 kilos de peso y los 60 centímetros de diámetro, por lo que es realmente difícil manejarlas sin dañarlas”.

Este tipo de medusas no suelen ser peligrosas y es de esperar que su picadura provoque una irritación de la piel leve o muy leve. “Nosotros ya hemos estado en contacto con alguna y no recibimos picaduras de ningún tipo”, ha afirmado Franco, quien, no obstante, ha advertido de que, al ser una especie muy poco conocida, “conviene tener razonables precauciones”.

¿Especie propia o subespecie?

La Rhizostoma luteum es una especie muy rara que se describió por primera vez en 1827 y de la que, hasta la fecha, casi no se tenían fotografías ni dibujos, hasta el punto de que algunos investigadores incluso ponían en duda su existencia o pensaban que podía tratarse de una variedad o subespecie.

Esta medusa se suele confundir con otra especie del mismo género, más pequeña y con un ribete morado alrededor de la umbrela y que no presenta largos tentáculos negros.

El IEO ha puesto a disposición de los ciudadanos un teléfono —968 180 500— y un correo electrónico —medusa@mu.ieo.es— para comunicar cualquier avistamiento de este tipo de medusas y poder estudiarlas.

Vía: 20minutos

La grieta de aguas prístinas que permite bucear entre dos continentes, en Islandia

La grieta de Silfra, es el único lugar en donde la división de las placas tectónicas de Eurasia y América es visible por encima de la superficie de los océanos. La grieta se encuentra dentro del Parque Nacional Thingvellir, y está cubierta de agua, un agua increíblemente transparente que deja sin palabras a cualquiera que se anime a la experiencia de bucear o practicar snorkel en ella.

Ronald Eliassen Hole

Ronald Eliassen

Continue reading